Los accidentes sin mas ocurren

A nadie le gusta sufrir un accidente de ningún tipo y mucho menos de coche, cada día somos testigos por las noticias de la cantidad de accidentes que suceden en la carretera, unos suceden sin más una mera distracción del conductor, otras sucede que la persona que conduce se duerme al volante, alegando después que solo ha sido un segundo, por supuesto un segundo al volante puede convertirse en una eternidad en la que pueden pasar miles de cosas. Otros son producidos por que la persona que lo guía viaja bajo los efectos del alcohol o las drogas, sin duda este tipo de accidentes son los que no deberían suceder nunca ya que por culpa de las malas cabezas llega la desgracia para varias familias. Es así como nos damos cuenta de que nadie quiere estar inmerso en ningún tipo de accidente sea como sea, el problema es que hay veces en los que solo nos fijamos en los que ocurren en la carretera porque suelen haber víctimas mortales, aunque en las ciudades y pueblos suelen ocurrirse de gran envergadura solo que se oyen menos.

Lo que sucede con este tipo de accidentes es que la velocidad a la que van ambos vehículos no es la misma a la que se conduce en cartera aunque huelga decir que muchas personas conducen en le interior de un pueblo como si de la carretera se tratase, muchas veces resulta ser el motivo por el que se suceden este tipo de accidentes al que podemos definir como tontos ya que de manera fácil se podrían haber evitado. Por supuesto después ya vienen los problemas ya que en muchas ocasiones suele ser peor el remedio que la enfermedad, en primer lugar porque se debe llamar a la policía para que se haga el atestado, hay quienes prefieren hacerlo por su cuenta y después llegan los problemas con los seguros, lo mejor en estos casos es que la policía haga acto de presencia y anote cualquier dato de interés para uno u otro. Después dependiendo de los daños ocasionados, se debe esperar a que los seguros tomen la palabra y en muchas ocasiones no suele ser del agrado del asegurado, sobre todo cuando la avería del coche cuenta más que el propio coche y no queda otra que vender coche accidentado a cualquier desguace para quitarlo del medio. En cualquiera de los casos como bien he dicho antes los accidentes no son buenos ni en pintura.

Leave a Reply

Required fields are marked*